3 Trucos para Aprender BlackJack con Marathonbet

Aprender Black Jack con Marathonbet

Las bases del juego del Black Jack son sencillas en un primer momento, pero está claro que hay situaciones en donde la destreza del jugador puede influir en la suerte. Aprender Blackjack requiere tiempo y encontrarse en momentos donde pueden surgir dudas, de ahí que en nuestra sección de Casino vamos a explicarte algún truco que podrás utilizar tanto en el Casino presencial como en nuestro Casino de Marathonbet.

Si quieres conocer el decálogo del Black Jack para saber en qué te debes fijar para utlizarlo como patrón, no dudes en consultar la Guía Marathonbet para jugar al Black Jack en 10 pasos


Truco número 1: Cómo usar el seguro en el Blackjack

El seguro del Blackjack es una opción disponible que se te presenta cada vez que el crupier se sirve a sí mismo un As. En ese caso, ante la posibilidad de que la banca consiga el ansiado 21, se te abre una posibilidad: ¿quieres tomar un seguro en esa situación?

Aunque parezca mentira, precisamente lo primero que tienes que conocer es exactamente para qué sirve un seguro y qué implica aceptarlo, algo básico si quieres aprender BlackJack. Muchas veces el instinto nos hace aceptar algo que no necesitamos, de ahí que te vayamos a presentar este truco de black jack para que lo valores cuando se te presente.

Cuándo utilizar el seguro en Black Jack

Matemáticamente es una opción que a largo plazo puede suponer más perjuicio que beneficio. Sin embargo, un jugador experimentado o dispuesto a aprender BlackJack va a tomar el seguro en aquellas situaciones donde prefiera ser conservador y garantizarse una mínima ganancia.

Esta situación es, precisamente, cuando recibes una figura o un as y vas a poder obtener el 21 en tus cartas. Es lo que se llama «Even Money» y te lo explicamos a continuación.

¿Qué es el Even Money en BlackJack? (uso conservador del seguro)

Como veníamos diciendo, es una opción más que puedes contemplar. No es mejor ni peor, ya que cada jugador tiene una aversión al riesgo distinta. Lo que sí parece claro es que esta opción es más propensa a ser utilizada por jugadores muy conservadores.

Dejamos ya los pasos para explicar lo que es Even Money suponiendo que tu jugada inicial es de 100€:

  1. El crupier se da un As y tú tienes una figura o un As.
  2. Aceptas tomar el seguro, de tal manera que destinas 50€ al seguro.
  3. En el caso de que tu jugada sea un Black Jack, vas a ganar un poco menos, ya que el pago por hacer Black Jack es de 3 a 2 y tendrías que restar lo que te ha costado el seguro (ganarías 200€ en lugar de los 250€ que hubieses ganado sin acogerte al seguro).
  4. En cambio, si el crupier consigue un Blackjack, tú vas a ganar la cantidad que has depositado como seguro (50€).

Como ves, el Even Money es una manera de ganar algo menos, pero vas a asegurarte que ante un Black Jack del crupier no te vayas con las manos vacías.


Truco número 2: Cuándo dividir las cartas en BlackJack

Hablamos de «dividir cartas» en el juego del Black Jack cuando recibes dos cartas iguales por parte del crupier y se te plantea la opción de realizar una doble jugada.

Esto te abre la posibilidad de vencer por partida doble, aunque lógicamente tendrás también opciones de perder tus dos jugadas. De ahí que sea importante conocer una estrategia para dividir cartas que sea sostenible.

No dividir cartas con doble figura

Si has recibido dos figuras, solo se recomienda dividir la jugada si eres un contador de cartas con experiencia en casino presencial. En Black Jack online no tiene ningún sentido optar por esta estrategia de forma matemática.

Es posible que obtengas dos jugadas ganadoras frente a la banca, pero a largo plazo no se recomienda dejar escapar un 20 para intentar conseguir dos jugadas de alto valor ante la jugada del crupier.

¿Es recomendable dividir los 9?

La respuesta es , excepto si el crupier se ha repartido un 7. La explicación también la analizamos desde un punto de vista matemático, pues si la carta tapada del crupier es una figura, nuestra jugada de 9-9 (es decir, 18 puntos) quedaría por encima de ese hipotético 17 de la banca.

Dividir los 8, la jugada más complicada del Black Jack

Si te han repartido un doble 8-8, quedarás en una situación delicada y en la cual puedes quedarte contento incluso asumiendo un void. En general, conviene pedir doble carta y dividir la jugada al considerar que el 8-8 (16 puntos) va a ser una mano débil ante la banca.

Cuándo conviene dividir una mano de 6-6 y 7-7

Si te toca un doble 6 o un doble 7 en tu jugada de Black Jack, quedarás en una posición de riesgo. Aquí se recomienda dividir las cartas siempre que el crupier haya recibido una carta entre un 2 y un 7. El motivo principal es que esperamos a que la banca se exceda de 21 y así poder sacar rendimiento por partida doble con dos manos, a priori, no excesivamente fuertes.

En cualquier caso, hablamos de una situación complicada y que tenemos muchas posibilidades de perder si el crupier se reparte una carta superior al 8, en cuyo caso no asumiríamos el riesgo de dividir carta y asumiríamos de partida la pérdida de la jugada buscando que el azar nos acompañe.

NO dividir los 5

Si quieres aprender BlackJack, este punto te interesa especialmente. Hay jugadas que son muy claras desde un enfoque estadístico y ésta es una de ellas. Si recibes un doble 5, pide carta y olvídate de dividir, pues estarías dando ventaja al crupier.

Tampoco dividir los 2-3-4, salvo en un caso excepcional

Otra jugada «mala» en primera instancia es el 4-4. No tiene sentido dividir, pues la suma de 8 es una buena jugada. Sin embargo, existe una modalidad de blackjack en donde se permite doblar la jugada una vez te entregan la tercera carta descubierta.

Doblar carta en blackjack no es algo que todos los casinos lo ofrezcan y consiste, por ejemplo, cuando al dividir tu 4-4 recibes un 7 y puedes pedir «doblar ese 7» a la espera de una cuarta carta que servirá para completar ambas jugadas de la mesa (dos jugadas 11-11 en el ejemplo anterior)

La misma explicación de «doblar carta» la aplicamos si recibimos un 2-2 o un 3-3, pues a priori hablamos de jugadas flojas con altas posibilidades de que no terminen bien para nuestros intereses.


Truco de Blackjack número 3: cuándo rendirse o hacer «stop loss«

Este apartado es un poco peliagudo y dependerá también del tipo de modalidad en la que estés jugando. Si lo haces en la modalidad «surrender« y está permitido abandonar , presta atención a esta peculiaridad que te va a permitir seguir en tu camino para aprender Black Jack.

En el tipo de juego surrender vas a poder renunciar al 50% de lo apostado al considerar que estás «contra las cuerdas» ante la jugada del crupier. En otras palabras, te ves tan acorralado en esta circunstancia que prefieres perder la mitad de lo jugado antes de probar suerte y perder la jugada entera.

Ahora bien, ¿cuándo es recomendable rendirse?

Tan solo te vamos a dar dos ejemplos en donde es preferible perder la mitad de tu apuesta antes que buscar «que suene la flauta»:

  • La primera jugada se da cuando sumas 15 puntos y el crupier tiene un 10 o una figura.
  • La segunda opción, si has sumado 16 puntos y la banca tiene 9, 10, figura o As.

Son dos jugadas muy complicadas y con poco porcentaje de acierto, de ahí que muchos jugadores con conocimiento en el juego prefieren olvidarse de este tipo de manos optando por asumir una pérdida menor.


Hasta aquí los trucos y consejos de Marathonbet para aprender BlackJack sin necesidad de emplear estrategias muy complejas.

¿Preparado para poner en práctica lo aprendido en los juegos del Casino de Marathonbet?